¿Qué se considera competencia desleal?

La competencia desleal se produce cuando personas o empresas de un mismo mercado no pueden competir en igualdad de condiciones.

  • En España hay varias normas que regulan la Competencia Desleal. Te las explicamos a continuación.
  • Ante prácticas desleales, el empresario puede acudir a los tribunales. Descubre en qué casos.

Seguro que más de una vez (y puede que más de dos) hayas escuchado hablar de la llamada competencia desleal. Un término que alude a prácticas comerciales ilícitas que impiden que todas las empresas compitan en igualdad de condiciones. Aunque parezca mentira, ocurre con bastante frecuencia y a veces el consumidor no es plenamente consciente de ello. En este artículo, te explicamos qué prácticas se consideran competencia desleal.

¡TUITÉALO! Qué es y qué no es competencia desleal y cómo pueden las empresas responder ante esta práctica.

Qué es la competencia desleal

La competencia desleal se produce cuando las personas o empresas de un mismo mercado no pueden competir en igualdad de condiciones debido a determinados actos ilícitos de una de las partes, normalmente una práctica comercial engañosa o desleal.

En general, el término competencia desleal se refiere a situaciones en las que las acciones de un competidor están diseñadas o tienen el efecto de confundir a los consumidores en cuanto al origen del producto.

Qué leyes regulan la competencia en España

En España, la Constitución establece en su artículo que se debe mantener un adecuado orden de concurrencia. Para ello, se establecen tres normas fundamentales. Una de ellas es la ley de Defensa de la Competencia, otra, la ley General de Publicidad y, por último, la ley de Competencia Desleal.

La ley de Competencia Desleal es clara al respecto y explica que la apertura hacia nuevos mercados y una mayor sensibilidad hacia la innovación de las estrategias comerciales ha abierto nuevas perspectivas a la economía española. Sin embargo, esto también ha provocado ciertos peligros a nivel empresarial. Uno de ellos es, precisamente, la llamada competencia desleal, que gena efectos nocivos en el empresario, el interés del consumidor y el interés del Estado.

Tipos de competencia desleal

Existen diversos tipos de competencia desleal, a continuación te explicamos en qué consiste cada una de ellas y posibles consecuencias que tiene para las organizaciones.

1. Infracción de marcas

Si alguien roba la propiedad intelectual de una marca y la utiliza para obtener ingresos o cuota de mercado, la empresa tendrá derecho a presentar una demanda. Un ejemplo de esto es cuando un competidor utiliza el logotipo o eslogan de otra marca en su propia publicidad.

2. Publicidad falsa

Cuando un competidor hace afirmaciones falsas sobre tus productos o servicios esto también se engloba dentro de la competencia desleal. Este tipo de práctica comercial engañosa puede reducir tu base de clientes y tus beneficios con el tiempo.

3. Sustitución no autorizada

Este método consiste en que alguien falsea un producto y, tras la venta, lo sustituye por una versión de imitación y de menor calidad, fijando, por lo tanto, un precio menor.

4. Apropiación indebida de secretos comerciales

Los conocimientos internos de la empresa, incluidas las fórmulas, recetas, estrategias y demás, están protegidos por las leyes de propiedad intelectual. Si un competidor se hace con la información de la competencia y la utiliza para su propio beneficio económico, se pueden presentar cargos legales contra él.

5. Comparación de productos

La legislación establece que la comparación pública de productos o la comparación publicitaria está permitida, pero solo en el caso de que los bienes o servicios comparados tengan la misma finalidad o satisfacer las mismas necesidades. También se permite si la comparación se realiza de modo objetivo entre una o más características esenciales del producto o del servicio.

Si se tratara de productos amparados por una denominación de origen o indicación geográfica, denominación específica o especialidad tradicional garantizada, la comparación sólo podrá efectuarse con otros productos de la misma denominación. Y no podrán presentarse bienes o servicios como imitaciones o réplicas de otros a los que se aplique una marca o nombre comercial protegido.

Cómo actuar ante la competencia desleal

La Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE) indica que la herramienta adecuada para actuar frente a la competencia desleal es acudir a los tribunales.

La ley establece que los afectados pueden ejercer diferentes acciones en estos supuestos, desde solicitar el cese de la conducta desleal y su prohibición o remover los efectos derivados de la misma hasta pedir la rectificación de las informaciones engañosas, incorrectas o falsas o el resarcimiento de los daños y perjuicios ocasionados por la conducta desleal.

Fuente info
Autor: Rocío González

Solicitar DEMO GRATUITA
Contáctanos ahora:



Has quedado correctamente registrado en nuestra Newsletter. ¡Gracias!

Ha habido un error en la operación. Por favor intenta el registro nuevamente.

Comunicarme.com utilizará la información provista en este formulario para mantenerse en contacto contigo y proporcionarte novedades y promociones.